Por

Las facetas de Agustín

agustin-basave

Por: Guadalupe Loaeza

En: Reforma

10 Nov. 2015

Agustín Basave tiene muchas facetas, todas ellas interesantes y entrañables. Las que conozco mejor son la del académico, la del escritor y la del amigo solidario. Hace muchos años (2001) tuve el privilegio de presentar su libro El sueño es vida. Me encantó. Gracias a sus páginas, descubrí a un Agustín particularmente nostálgico. Para él, “la nostalgia es la felicidad jubilada. Es un haz de alegrías envejecidas, un rostro sonriente al que las arrugas convierten en mueca de melancolía”. Recorrer las páginas de este libro tan evocador es descubrir al Monterrey de antes, es pasearse por las calles de la Colonia Miravalle. Bien decía Rilke que la infancia es “esa riqueza preciosa y regia, ese camarín que guarda los tesoros del recuerdo” y que había que volver hacia ella para ver cómo la personalidad se afirma. En el caso de Agustín el nostálgico, se acuerda de todo lo que vivió en esa etapa de su vida. “Recuerdo la bien disimulada pista de carreras de bicicletas que parecía una serie de calles comunes y corrientes. Recuerdo la guarida de ‘la raza’ de niños de la cuadra que los adultos veían como un terreno baldío. Recuerdo lo que llamaban la orilla del río Santa Catarina y su cauce seco y que no era sino una vereda que conducía a las expediciones al campo en busca de piedras fósiles. Recuerdo la Quinta González, que don Aurelio y su familia creían suya y que en realidad era nuestro club deportivo de día y nuestro redondel de concursos de valentía por las noches”. Con esa misma precisión, recuerda a su madre, quien muriera muy joven y quien le enseñara a: “querer a mi patria por convicción y no por fatalidad, con la fuerza de una malagueña que al enamorarse de un mexicano dejó sus tierras andaluzas para acabar enamorándose también de México”. Las enseñanzas de su padre también forman parte fundamental de su niñez y de su educación: “No humilles a nadie, pero tampoco permitas que nadie te humille por rico o poderoso que sea… Porque la honestidad es el alma”. De sus tres hijos, que ahora deben de ser unos jóvenes muy independientes, solía decir que los fines de semana “desafían mi poca paciencia y mi precaria condición física, y una que pone a prueba mi convicción de que el amor a un hijo es mayor que cualquier distancia”.

Otra de las facetas de Agustín Basave, que me intriga mucho, es su adicción por los Rayados de Monterrey. “La afición al futbol es la única droga benévola de que yo tengo noticia. Causa adicción… Soy un adicto incurable que consume altas dosis del estupefaciente futbolístico desde los 5 ó 6 años de edad”. Lo cual contrasta totalmente por su pasión por los boleros. Sin exagerar, creo que Agustín se sabe de memoria más de 2 mil. Le gusta cantar bajo la regadera, mientras maneja, y cuando viaja en avión de México a Monterrey.

Pero de todas las facetas de Agustín, la que más me gusta es su solidaridad hacia sus amigos. Durante la campaña en la que participé para diputada federal de la delegación Miguel Hidalgo, el Liceo Franco Mexicano organizó dos mesas redondas en la gran sala de actos del plantel. En la primera estuvo como invitado Agustín Basave, quien de una forma muy sencilla e inteligente explicó en primer lugar por qué era importante votar en las elecciones, y por qué por una candidata externa. Jamás se me olvidarán sus palabras: “Ella es una constructora de puentes, porque si alguien le ha explicado a lo largo de muchos años ya a estos mexicanos, a este México que se despega, que tiene ciertas facilidades, que se beneficia de la globalización, si le ha explicado alguien a ese México qué pasa con el otro México, es ella”.

Ahora le tocará a Agustín el político tender puentes entre las tribus perredistas y con los líderes de otros partidos, incluyendo a Morena. Me gusta que Agustín sea admirador de Mariano Otero, no en balde en su toma de protesta advirtió que su gestión no solapará ni protegerá a delincuentes del PRD. Asimismo dijo que vigilará a conciencia la elección de candidatos perredistas para los próximos comicios del 2016. He allí una nueva faceta desconocida de Agustín.

gloaezatovar@yahoo.com

periodico-reforma-logo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *